¿Qué tipo de inteligencia poseo?

El psicólogo e investigador Howard Gardner (EE.UU., 1943) señala que no existe una inteligencia única en el ser humano, sino una diversidad de inteligencias que marcan las potencialidades de cada individuo. Así, la inteligencia es la capacidad de ordenar los pensamientos y coordinarlos con las acciones. Se trata de una destreza que, en parte, viene marcada genéticamente, pero que se puede desarrollar dependiendo del medio ambiente, de nuestras experiencias, de la educación recibida, etc.

Gardner postula ocho inteligencias:

  • Inteligencia lingüística: Relacionada con el lenguaje y con las palabras en general, nos capacita para escribir poemas, historias, etc. Un alto nivel de esta inteligencia es el que se encuentra en escritores, poetas, periodistas y oradores. Se evidencia en niños que disfrutan redactando historias, leyendo, jugando con rimas y trabalenguas, resolviendo crucigramas y en los que aprenden con facilidad otros idiomas.
  • Inteligencia lógico-matemática: Tiene que ver con el desarrollo de pensamiento abstracto, y comprende las capacidades necesarias para manejar operaciones matemáticas y razonar correctamente. Un alto nivel de esta inteligencia se ve en científicos, matemáticos, contadores, ingenieros y analistas de sistemas. Los niños que la han desarrollado analizan con facilidad problemas y juegos de estrategia, y se acercan a los cálculos numéricos, estadísticas y presupuestos con entusiasmo.
  • Inteligencia visual-espacial: Ligada a la imaginación, esta inteligencia es la capacidad para integrar elementos, percibirlos y ordenarlos en el espacio y poder establecer relaciones de tipo metafórico entre ellos. Nos capacita para crear diseños, cuadros, diagramas y construir cosas. Se encuentra en pilotos, marinos, escultores, pintores, arquitectos y decoradores. Los niños que estudian mejor con gráficos, esquemas, cuadros y mapas conceptuales suelen poseerla en un alto nivel de desarrollo; además, tienen facilidad para resolver rompecabezas y prefieren juegos constructivos.
  • Inteligencia kinestésica o corporal-cinética: Facilidad para procesar el conocimiento a través de las sensaciones corporales y el movimiento, ya sea del propio cuerpo como de los objetos y reflejos. Se usa para efectuar actividades que requieren coordinación y ritmo controlado. Se puede observar en atletas, bailarines, cirujanos y artesanos. Se aprecia en niños con marcada capacidad para realizar actividades que requieren fuerza, rapidez, flexibilidad, coordinación óculo-manual y equilibrio, destacando en actividades deportivas, danza, expresión corporal y/o en trabajos de construcciones utilizando diversos materiales concretos, así como en aquellos que son hábiles en la ejecución de instrumentos.
  • Inteligencia musical: Esta inteligencia se relaciona directamente con las habilidades musicales, como el ritmo y la melodía. Está presente en músicos, cantantes, compositores, directores de orquesta, críticos musicales y bailarines. En los niños, se observa en aquellos que se sienten atraídos por los sonidos de la naturaleza y por todo tipo de melodías, que disfrutan siguiendo el compás con el pie, golpeando o sacudiendo algún objeto rítmicamente.
  • Inteligencia interpersonal: También llamada inteligencia social, implica la capacidad de establecer relaciones con otras personas: mostrar expresiones faciales, controlar la voz y expresar gestos en determinadas ocasiones, así como la empatía. Se encuentra presente en actores, políticos, vendedores y docentes. La tienen los niños que disfrutan trabajando en grupo, que son convincentes en sus negociaciones; por lo general son líderes en sus grupos.
  • Inteligencia intrapersonal: Se refiere al conocimiento de uno mismo y todos los procesos relacionados, como autoconfianza y automotivación, así como las propias motivaciones, reacciones y emociones. Sirve para entender lo que hacemos y valorar nuestras propias acciones. Se encuentra muy desarrollada en teólogos, filósofos y psicólogos. La evidencian los niños que son reflexivos, de razonamiento acertado y que suelen ser consejeros de sus compañeros.
  • Inteligencia naturalista: Capacidad de distinguir, clasificar y utilizar elementos, objetos, animales o plantas. Incluye las habilidades de observación, experimentación, reflexión y cuestionamiento del entorno. Poseen esta inteligencia los ecologistas, paisajistas, biólogos, geólogos y astrónomos. Se da en los niños que piensan instintivamente, que aman los animales y las plantas, que reconocen y les gusta investigar características del mundo natural y su relación con el hombre.

Estas inteligencias trabajan juntas, aunque de manera semiautónoma (pueden operar aisladamente según las exigencias de las tareas). Cada persona posee en distinto grado cada una, pero la forma en que las combina o mezcla genera múltiples formas individualizadas del comportamiento inteligente, análogo a lo que sucede con la combinación de los rasgos faciales que dan lugar a los rostros individuales.

Si deseas conocer cuál o cuáles de estas inteligencias predomina en ti, puedes resolver este test.

Referencias:

Las inteligencias múltiples: la importancia de las diferencias individuales en el rendimiento. En: Psicoactiva. https://www.psicoactiva.com/blog/las-inteligencias-multiples/

Test de inteligencias múltiples. En: Psicoactiva. https://www.psicoactiva.com/tests/inteligencias-multiples/test-inteligencias-multiples.htm

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *